lunes, 25 de octubre de 2010

No se puede vivir sin música


No se puede vivir sin música, al menos a mí me resulta imposible. Por múltiples motivos, aunque afortunadamente con la música nunca llegaría a la conclusión de que son demasiados. Podría aburríos haciendo una lista y un post insufrible, pero creo que no es necesario, con uno que os cuente va a ser suficiente. La música es el único arte que me emociona hasta las lágrimas, aunque las demás las disfrute no es lo mismo, puedo tener amores puntuales y pasajeros con ellas pero jamás nada tan intenso. La música es pasión, es sentimiento, es un impulso eléctrico que inunda el cerebro, es el caparazón donde me puedo aislar y cerrar los ojos hasta olvidarme del resto.


Muchos días, cuando no me apetece nada escribir, pienso que con una canción lo podría resumir todo, pero no he construido mi Carthago virtual para acabar siendo un pinchadiscos, así que me he ido con la música a otra parte y he creado una nueva página donde hacerlo. Si miráis un poco a la derecha veréis un nuevo enlace, allí, además de poner enlaces a mis listas de música, iré colgando ese video que resuma el día, y como vivo en una montaña rusa imagino que habrá sitio para todo. Si os apetece por allí nos vemos.


¡Ah! y de paso he cambiado el contador por uno que no haga saltar una ventana con publicidad, espero que este no sea tan molesto.

8 comentarios:

Explorador dijo...

Lo ví el otro día en tu perfil, pero aún no había nada, ya entraré en tu pub virtual a oir la música que pongas :)

Anniehall dijo...

Pues no sé si voy a poder disfrutarlo pero bienvenido sea, otros tendrán más suerte.

El niño desgraciaíto dijo...

Yo he intentado hacerme de spotify, pero resulta que está capado en el trabajo. Algo absurdo porque puede descargarme lo que quiera, películas, discos, programas, libros, pero música en spotify, no.

Juanjo ML dijo...

Explorador, allí te espero, a ver si logro sorprenderte con algo :)

Annie, mientras que sigas por aquí me conformo, eres parte del blog

ND, pues es una pena y una idiotez, yo aquí creo que tampoco es muy legal, por lo menos debe ser alegal, pero me metí en el proxy con mi matrícula de la empresa y mi contraseña y a correr, igual es causa de despido procedente...

Daeddalus dijo...

Mi vida cambió el día que descubrí Spotify, aunque tampoco pueda usarlo en el trabajo... y tampoco podría vivir sin música. Siempre habrá una canción que diga por mí lo que yo no sé o no quiero o no puedo decir.

Juanjo ML dijo...

Dae, el día que a mí me gusten también los chicos guapos con camisas de cuadros seremos almas gemelas ;)

molinos dijo...

Voy a mirarlo ahora mismo...yo tampoco puedo usar spotfy en el trabajo..un absurdo pero en fin..

Anniehall dijo...

Dios, qué responsabilidad... y qué Honor.